Copa América: en Colombia analizan bajarse como sede y se jugaría solo en Argentina

admin

20/05/2021

Horas cruciales se viven en Colombia, que se bajaría como sede de la Copa América 2021, un evento que planeaba llevar adelante en forma conjunta con la Argentina a partir del 13 de junio pero que la crisis política y social que atraviesa su país lo haría desistir de esta posibilidad.

Faltaría el anuncio formal para que se termine de oficializar la decisión, lo que decantaría en que los partidos que se iban a organizar en Colombia, además de la final, se tendrán que jugar en otra sede, y la primera opción sería la Argentina. “Todavía no podemos confirmar nada”, confiaron fuentes de la Conmebol a Clarín.

Según trascendió desde Asunción, varios países se habrían propuesto como sede alternativa ante el problema que atraviesa Colombia. Una de las opciones habría sido Chile, que contaba con el agregado de tener a gran parte de su población vacunada contra el coronavirus, lo que permitía que hubiera mayor cantidad de público en los estadios. 

El exfutbolista brasileño Juninho Paulista sostiene el trofeo de la Copa América en diciembre de 2019, cuando se sorteó el torneo. Nadie imaginaba todos los problemas que vendrían en los meses siguientes. Foto: EFE/Luis Eduardo Noriega.
El exfutbolista brasileño Juninho Paulista sostiene el trofeo de la Copa América en diciembre de 2019, cuando se sorteó el torneo. Nadie imaginaba todos los problemas que vendrían en los meses siguientes. Foto: EFE/Luis Eduardo Noriega.

Sin embargo, todos los caminos conducen a la Argentina ya que cuenta con toda la infraestructura de estadios, hotelera y logística preparada para recibir todos los partidos en cuestión.

En un principio, la Copa América debía disputarse en 2020 pero la pandemia obligó a su postergación para este año. Pero la tensión social que sufre Colombia desde hace algunas semanas, traducida en manifestaciones, enfrentamientos y paros, que quedó expuesta durante la Copa Libertadores, provocaría que el país se baje definitivamente como sede del torneo.

En estas horas, el presidente colombiano Iván Duque se encuentra reunido con sus ministros y el presidente de la Confederación Colombiana de Fútbol Ramón Jesurún para oficializar el anuncio. El Ministro de Deporte, Ernesto Lucena, ya habría presentado su renuncia.

Otro de los interrogantes abiertos es saber qué pasará con la doble fecha de Eliminatorias, en la que Colombia debe recibir casualmente a la Selección Argentina el martes 8. Se cree que el equipo de Lionel Messi terminará jugando en Perú o que se invertiría la localía, dejando la visita para el encuentro de vuelta.

Pero volviendo a la accidentada Copa América, según lo dispuesto en el sorteo de diciembre de 2019, en el país cafetero se iban a jugar los partidos del Grupo B entre las selecciones de Brasil, Venezuela, Ecuador, Perú y los locales. Además, las sedes de Bogotá, Medellín y Barranquilla iban a recibir dos encuentros de cuartos de final, una semifinal y tanto la final como el partido por el tercer puesto.

Ante este nuevo panorama, la Argentina debería recibir a las cinco selecciones del Grupo B y los partidos definitorios, lo que provocaría que se amplíe el número de sedes. A las ya conocidas del estadio Monumental de Buenos Aires, el Mario Alberto Kempes de Córdoba, el estadio Único Madre de Ciudades de Santiago del Estero y el Malvinas Argentinas de Mendoza, tendrían que sumarse más escenarios o ciudades.

Los principales candidatos a ocupar esos lugares vacantes serían La Bombonera, el Libertadores de América en Avellaneda y el estadio San Juan del Bicentenario, que ya tendrían el visto bueno del comité organizador.

Manifestaciones en Bogotá, este jueves 19. Foto: Xinhua/Jhon Paz.
Manifestaciones en Bogotá, este jueves 19. Foto: Xinhua/Jhon Paz.

El presidente Alberto Fernández ya había advertido que la Argentina se encontraba preparada para recibir la Copa América en caso de que Colombia decidiera bajarse de la organización. “Si se cumplen todos los protocolos, estamos dispuestos a ver la posibilidad de ser únicos organizadores”, comentó esta semana en Radio 10.

El contexto en la Argentina tampoco es el más favorable, en medio de una segunda ola de coronavirus, con récord de contagios y muertes, y ante un inminente anuncio de confinamiento que dispondría el Gobierno a través de un decreto para los próximos días.

En todo caso, la Argentina será nuevamente sede de la Copa América tras 10 años, cuando en 2011 el campeón fue Uruguay. Se trata de la décima oportunidad en que el país reciba al torneo, que lo tuvo como primer anfitrión en su creación, en 1916, para festejar el centenario de la independencia.

Mirá también

Lo leiste en #FMVoz

0 Comments

Dejá una respuesta

Abrir