José López pidió que le permitan salidas transitorias de la prisión

admin

25/03/2021

José López continúa preso desde junio de 2016, pero desde 2018 bajo una modalidad diferente: fue el primer ex funcionario de peso que confesó como arrepentido en el caso de los Cuadernos de las Coimas, y desde entonces es además un testigo protegido: permanece preso en otra dependencia del Servicio Penitenciario Federal. Hace pocos días solicitó acceder a las salidas transitorias en la causa donde se lo condenó por enriquecimiento ilícito.

En un espacio aún más reducido que aquel con el que contaba dentro del Penal de Ezeiza, López se encuentra monitoreado por el programa de testigos protegidos. En un alojamiento austero, recibe escasas visitas y transita los días con pocas actividades: tampoco hay espacio para desplazarse demasiado y eso hace que las opciones sean acotadas. No se queja, no pide nada por fuera de los requerimientos volcados en los escritos de su defensor oficial.

José López aseguró sentirse aliviado cuando confesó en el caso de los Cuadernos y señaló que Cristina Kirchner conocía el sistema que se denunció como de cartelización en la obra pública, área de la que él era secretario desde 2003.

Cumpliendo cuatro años de prisión, y dos años y medio desde que recibió su primera condena por corrupción, José López solicitó al Tribunal Oral Federal 1 (TOF 1) acceder a las salidas transitorias. Su sentencia por enriquecimiento ilícito no se encuentra revisada aún por la Cámara de Casación, sin embargo, fuentes judiciales explicaron a Clarín que “estaría en un adelanto de ejecución de pena voluntario, y podría tener los mismos beneficios que un condenado con sentencia firme“.

El ex secretario de Obras Públicas solicitó que se le permita comenzar a salir de la prisión. Los jueces que deben resolver al respecto son Ricardo Basílico, Adrián Grünberg y José Michilini, quienes en junio de 2019 lo encontraron responsable del delito de enriquecimiento ilícito, descreyendo de su planteo que sostenía que el dinero que buscó esconder en un convento en la madrugada de aquel 14 de junio no le pertenecía.

La situación es complicada en un punto: López es arrepentido e imputado colaborador en el caso de los Cuadernos, donde sumó varios procesamientos y fue enviado a juicio oral junto a Julio De Vido y a Cristina Kirchner, entre otros. Por eso, si se le permiten salidas transitorias habría que organizar el monitoreo y protección de su seguridad. Esto obligó a los magistrados a analizar con mayor detenimiento el pedido.

Por otro lado, la Cámara de Casación llamó a audiencia el 14 de abril y después tendrá veinte días para decidir si confirma o no la condena por enriquecimiento ilícito contra López.

El ex funcionario afronta ahora un segundo juicio, el que comparte con la vicepresidenta por el presunto direccionamiento de la obra pública a favor de Lázaro Báez, pero permanece preso en la causa que le significó su primera condena: el caso de los bolsos con 9 millones de dólares.

La imagen de la madrugada del 14 de junio de 2016 mostró a un desesperado José López intentando esconder en un convento de General Rodríguez varios bolsos con casi 9 millones de dólares, 153.000 euros, 59.000 pesos; relojes Rolex, joyas tasadas en 452.000 pesos y armas. Ese día se le dictó la prisión preventiva que desde este miércoles se convirtió en su condena por enriquecimiento.

Esos bienes y dinero secuestrados se decomisaron, y tiempo después se destinaron  en partes iguales al Hospital de Pediatría Garrahan y el Hospital de Niños Gutiérrez.

También fue decomisada la casa de Dique Luján valuada en 480.000 dólares: el ex funcionario K sostenía que la alquilaba pero la Justicia sostuvo que buscó esconder la titularidad del inmueble.

Mirá también

Mirá también

Lo leiste en #FMVoz

0 Comments

Dejá una respuesta