Joyce, Kahlo, Pizarnik: el Museo de la Lengua presenta cartas de amor de la historia interpretadas por actores

admin

30/03/2021

Escribió el portugués Fernando Pessoa que “todas las cartas de amor son ridículas”, pero que lo más ridículo “es ser una de esas criaturas que no escribieron cartas de amor”. La intimidad de personalidades célebres de la historia, a las que conocemos por sus obras, está contenida en esas misivas dirigidas a aquellos/as que despertaron sus pasiones privadas.

En este contexto de pandemia, en que la intimidad a la que nos forzó la cuarentena cobró una dimensión e importancias inesperadas, una iniciativa de la actriz Cristina Banegas que replica el Museo de la Lengua se propone rescatar la correspondencia de escritores, músicos y artistas que revelaron en el papel sus sentimientos más personales, desde James Joyce a Juan Domingo Perón, pasando por Rodolfo Walsh y Frida Kahlo, entre otros.  

El material, que introducen la misma Banegas y María Moreno, actual directora del Museo de la lengua, en el primero de un total de seis envíos que irán subiéndose al sitio web del museo y que contienen 10 lecturas cada uno, a cargo de actrices y actores, reúne todo tipo de intercambios –apasionados, enamoradizos y amistosos–, que llevan estampadas las firmas de personalidades célebres.            

En estos tiempos en que parece haber “una contraofensiva del amor romántico, este archivo de cartas de amor aparece en una especie de recuento subversivo –sugiere Moreno al inicio de le emisión que se subirá este lunes a la plataforma web, en diálogo con Banegas–. Aunque nosotras somos fieles todavía, creo, al sujeto de Barthes de Fragmentos del un discurso amoroso, que es alguien incooptable por el capitalismo y una piltrafa humana, sobre todo”, dice, reivindicando a los arrebatados escribientes que rescata la serie. Banegas se ríe, cómplice. Porque claro, claro que los entienden.    

Detalle de una carta firmada por la artista mexicana Frida Kahlo, en este caso, a su amante Josep Bartolí. En el ciclo se lee una que envió a Diego Rivera. Foto EFE/Archivo
Detalle de una carta firmada por la artista mexicana Frida Kahlo, en este caso, a su amante Josep Bartolí. En el ciclo se lee una que envió a Diego Rivera. Foto EFE/Archivo

Desde Joyce hasta Perón

Hay una carta de James ​ Joyce a Nora Bernacle “de alto contenido sexual, de una obscenidad desatada”, según define Moreno. Otra de Trotsky a Frida Kahlo y una tercera de Frida a Diego Rivera: “Señor mío, intentan herirme el orgullo cortándome una pata. Cuando me dijeron que irían a amputarme una pierna no me afectó como todos creían, porque ya era una mujer incompleta cuando te perdí, otra vez, por enésima vez, y aún así sobreviví. No me aterra el dolor…” ​

Otra de Perón, para Eva Duarte, firmada en 1945: “A la señorita, Evita Duarte: Mi tesoro adorado, solo cuando nos alejamos de las personas queridas podemos medir el cariño que nos inspiran”, escribe el general desde la isla Martín García. “Trataré de ir a Buenos Aires por cualquier medio (…) Si sale el retiro nos casamos al día siguiente.”

Banegas. Actriz y directora de extensa trayectoria, orientó a los actores y actrices a cargo de las lecturas.
Banegas. Actriz y directora de extensa trayectoria, orientó a los actores y actrices a cargo de las lecturas.

Federico García Lorca le escribe a Eduardo Rodríguez Valdivieso, en 1933: “Yo también estoy solo, aunque tú me creas acompañado porque triunfo y recibo coronas de gloria, pero me falta la corona divina del amor“.​ 

Serán en total 60 cartas, convertidas en 60 registros fílmicos grabados entre mayo y diciembre de 2020 y que este lunes empiezan a subirse al sitio web del Museo de la lengua; en total, seis emisiones, con 10 lecturas cada una.

Una carta firmada por Alejandra Pizarnik. El envío del Museo de la Lengua incluye la lectura de una enviada a Silvina Ocampo.
Una carta firmada por Alejandra Pizarnik. El envío del Museo de la Lengua incluye la lectura de una enviada a Silvina Ocampo.

“Cada uno de los actores y actrices fue a la vez guionista, director, intérprete, y se preguntó qué es el amor. Fue también un ejercicio de resistencia, en el contexto del aislamiento. “Y un trabajo de amor”, resume Banegas.

Susana Amuchástegui, Marina Carrera, Elsa Goldberg, Marcela Díaz, Yamila De Dominicis, Macarena Echeverría, Joaquín Tomassi y Verónica Isabel Monzón son algunos de los actores y actrices comprometidos en el proyecto.  

“Otros oyen tu risa (…) Yo nada tengo de ti, fuera de una promesa que palpita en el aire, sin risa, sin música, sin bote, sin contornos, sin bote que contenga su figura deforme. Entonces, no le llames celosa a la pájara ausente (…) Estás más lejos que el demonio y el viento”, dice la carta que Violeta Parra le escribe a Gilbert Favré, en 1961, e interpreta Marcela Díaz.

Algunas cartas, sorprenden, revelan pasiones inesperadas: “Balzac le escribe a su amante: “¡Tiene celos de los perros!”, se asombra Moreno, que también expresa que “el odio a veces antecede al amor; hay mucha bronca en general en muchas de estas cartas.”

Otra: María Calas le escribe a Passolini, eran amigos: “Ella le dice el sufrimiento dura poco tiempo, después remite. Así le está diciendo ‘Ven a mí'”, concluye la directora del Museo. Y rememora: “Chopin le reprocha a su amante que debido al goce que siente con ella y el esperma que esparce, produce menos, mientras que Mozart produce mil sonatas más que él, y por lo que da a entender Chopin es porque no tiene sexo. ¡Siempre hay que culpar a alguien, y qué mejor que a la amante!”, ironiza la periodista y escritora.

¿Qué es el amor? Las cartas de Juan Domingo Perón a Eva Duarte, de Federico García Lorca a Eduardo Rodriguez, de Frida Kahlo a Diego Rivera, de Alejandra Pizarnik a Silvina Ocampo, de Anton Chejov a Olga Knipper, son algunos testimonios de esta travesía amorosa.

​Franz Kafka se dirige a Oscar Pollack, 1902 (es leído por Macarena Echeverría): Praga no suelta a ninguno de los dos, habrá que someterse”.

Alejandra Pizarnik le escribe a Silvina Ocampo, en una de las muchas cartas que la poeta dirigió a la escritora –ésta de 1971, leída por Yamila De Dominicis–: “No, las palabras no hacen el amor, hacen la ausencia. Si digo agua, ¿beberé? Si digo pan, ¿comeré? ¿De dónde viene esta conspiración de invisibilidades?”.

“El amor contra la muerte”, ensaya Banegas. “El amor-pasión es la muerte –retruca Moreno–. ¿El amor romántico es una pesadilla, sobre todo para las mujeres?”, se pregunta.  

“¿El amor romántico es una pesadilla, sobre todo para las mujeres?”

"¿El amor romántico es una pesadilla, sobre todo para las mujeres?"

María Moreno

Escritora y directora del Museo de la Lengua

La carta que el periodista y escritor desaparecido Rodolfo Walsh le escribe a su hija María Victoria, luego de que ella, militante de Montoneros, muriera en un enfrentamiento con el Ejército a comienzos de la última dictadura, será parte de uno de los próximos envíos.

También es una carta de profundo amor”, concluye Banegas: “Querida Vicki: La noticia de tu muerte me llegó hoy a las tres de la tarde. Estábamos en reunión cuando empezaron a transmitir el comunicado. Escuché tu nombre, mal pronunciado, y tardé un segundo en asimilarlo. Maquinalmente empecé a santiguarme como cuando era chico. No terminé con ese gesto. El mundo estuvo parado ese segundo. Después les dije a Mariana y Pablo: ‘era mi hija’. (…) Me gustaría verte sonreír una vez más.” Link al sitio web del Museo de la Lengua: aquí​

VA/PK​

Lo leiste en #FMVoz

0 Comments

Dejá una respuesta

Abrir