La historia de la sala de cine de Quentin Tarantino, que ahora reabre

admin

03/05/2021

La sala de cine que Quentin Tarantino tiene en Los Ángeles, el célebre New Beverly Cinema, reabrirá sus puertas el 1 de junio después de estar cerrada durante más de un año debido a la pandemia de COVID-19.

La cuenta oficial de Twitter del teatro publicó el sábado 1 de mayo una foto de su marquesina con un cartel que anuncia: “Reapertura el 1 de junio de 2021, porque nos encanta pasar películas“. No se dio más información sobre la reapertura de la sala de Quentin Tarantino.

El New Beverly Cinema es un cine histórico situado en el 7165 de Beverly Boulevard de Los Ángeles. El local está ubicado en un edificio de la década de 1920, una de las construcciones más antiguas de la región. Desde 2007, es propiedad de Quentin Tarantino.

Un cine con historia

Una casa de vodevil, una fábrica de dulces y una cervecería, un Centro Comunitario Judío y un club nocturno de celebridades. Hubo mucha magia en el 7165 de Beverly Blvd antes de que aparecieran los primeros proyectores de películas”, explica la página oficial del cine.

“Pero todo cambiaría en 1978, cuando Sherman Torgan convirtió un teatro para adultos en el paraíso de películas de autor que conocemos hoy como el New Beverly Cinema”. La referencia es a que antes de ser lo que es hoy, la sala se llamaba Eros y pasaba películas pornográficas.

Torgan fue el propietario durante casi 30 años, durante los cuales compartió su amor por el cine y convirtió la sala en un centro cultural cinéfilo, con proyecciones nocturnas de películas clásicas, extranjeras, independientes, experimentales, de arte.

El New Beverly Cinema, propiedad de Quentin Tarantino. En algún momento previo al director se pasaba cine pornográfico.
El New Beverly Cinema, propiedad de Quentin Tarantino. En algún momento previo al director se pasaba cine pornográfico.

Es decir, una programación completamente distinta de la de la mayoría de las demás salas, dedicadas a los “tanques” comerciales de Hollywood. En 2007 Sherman, que atendía incluso la boletería, murió de un infarto.

Tarantino se hace cargo

En diciembre de 2007, para salvar a la propiedad de una segura venta y demolición, Tarantino compró el edificio que alberga el New Beverly Cinema y se convirtió en el propietario del teatro.

El cineasta, que ya llevaba tres años como benefactor de la sala, declaró que permitiría a la familia Torgan seguir manejando el cine, pero de vez en cuando haría sugerencias de programación.

En ese momento, Tarantino declaró: “Mientras yo esté vivo, y mientras sea rico, el New Beverly estará allí, haciendo funciones dobles de películas en 35 milímetros”.

New Beverly Cinema, propiedad de Quentin Tarantino. El director lo compró para que no fuera demolido.
New Beverly Cinema, propiedad de Quentin Tarantino. El director lo compró para que no fuera demolido.

Así fue como hasta septiembre de 2014, el New Beverly fue administrado por Michael Torgan. Tarantino colaboró en la renovación de la sala con el reemplazo de todos los accesorios de iluminación y asientos, mientras que Torgan financió la instalación de un proyector de película digital para uso ocasional.

A partir de entonces, siete años después de haber comprado el cine, Tarantino se hizo cargo de todas las funciones de programación del New Beverly.

Bastión del celuloide

El cine siguió haciendo funciones dobles, ahora exclusivamente en 35 milímetros (o, de vez en cuando, 16 milímetros), es decir el formato de película en celuloide que se usaba antes del advenimiento de la era digital.

La decisión del director de Pulp Fiction y Perros de la calle fue hacer que el New Beverly proyectara únicamente copias analógicas de películas. Entonces anunció: “Quiero que el New Beverly sea un bastión para las películas de 35 mm. Quiero que represente algo”.

El New Beverly Cinema es propiedad de Quentin Tarantino, que se comprometió a mantenerlo mientras él estuviera vivo y fuera rico..
El New Beverly Cinema es propiedad de Quentin Tarantino, que se comprometió a mantenerlo mientras él estuviera vivo y fuera rico..

“Cuando ves una película en la programación del New Beverly, no tenés que preguntarte si se va a proyectar en DCP (Paquete Digital para Cine) o en 35mm. Sabés que se proyecta en 35 porque es el New Beverly”.

El mismísimo Tarantino elabora personalmente la mayor parte de la programación mensual del New Beverly. También empezó a proyectar filmes infantiles en matinés los fines de semana y agregó funciones de trasnoche de su propia filmografía: “Si querés ver una de mis películas en 35 mm. cualquier semana del año, hay un lugar al que podés ir”, explicó.

Algunos de los ciclos más populares que programó fueron como Shawtember (una retrospectiva del estudio Shaw Bros., el más grande de Hong Kong), Ozploitation (explotación australiana) o Meeker Manía (una celebración del actor Ralph Meeker).

The New Beverly Cinema cerró transitoriamente en abril de 2020 debido a la pandemia. Foto Reuters
The New Beverly Cinema cerró transitoriamente en abril de 2020 debido a la pandemia. Foto Reuters

También rindió homenajes a Richard Fleischer, Glenn Ford, John Cassavettes (como actor) y muchos más. Los martes siguen siendo una de las noches más populares de la comunidad cinéfila de Los Ángeles, con películas “grindhouse”, es decir, filmes de acción, terror, sexo o bizarros, de bajo presupuesto.

Muchas de las copias en 35 y 16 mm que se muestran son de la propia colección privada de Quentin. De hecho, una de las principales razones por las que Tarantino quería dirigir el New Beverly era compartir su colección con el público.

“Tengo una enorme colección de copias que estuve conservando durante casi veinte años. ¡Y quiero mostrarlas!”, contó.

“Seguiremos pidiendo prestadas copias a los estudios y a otros coleccionistas, pero me gusta la idea de que la base de lo que estamos haciendo será mi colección. Algunas son absolutamente asombrosas, y quiero que la gente las vea y las disfrute.”

WD

Lo leiste en FMVoz

0 Comments

Dejá una respuesta