Robo de vacunas en Chubut: directivos del gremio de Camioneros y sus familiares aparecen en la lista

admin

22/02/2021

El secretario general del Sindicato de Camioneros de Chubut, Jorge Taboada, el adjunto Elías Guzman, el tesorero Pablo Mansilla, la pro tesorera Nazarena Borau, el secretario de organización Darío Guzmán y el segundo titular de la comisión revisora ​​de cuentas Gastón Santana y familiares directos de los mismos figuraban en la lista de vacunados “VIP” del gremio entre las 21 personas que iban a recibir la segunda dosis de la vacuna rusa Sputnik V contra el coronavirus el pasado viernes, dosis que fueron robadas del Hospital Zonal de la ciudad de Comodoro Rivadavia entre el 26 y 27 de enero pasado.

“Quedamos todos pegados”, le dijo una fuente del sindicato a Clarín agregando que además “ahora todos deberían renunciar a sus cargos”. En la lista figura también Silvana Taboada, Silvio Borau y Valeria Mansilla, familiares directos de los integrantes de la comisión. La fuente del Sindicato le dijo a Clarín que “Taboada figuraba primero en la lista y debía presentarse ayer viernes a las 9,30 junto a Pablo Mansilla, Elías Guzmán y Silvana Taboada los que formaban parte del primer grupo de vacunación. Los demás fueron citados a las 10, 10,30 y 11 respectivamente ”.

Figuraban además de otros nombres como Cecilia Alvarado, Gisel Ampuero, Laura y Daiana Cárcamo, Eduardo Díaz, Marisa Torres y Cinthia Hernández. Días antes de la primera dosis y mediante mensajes de texto y Whatsapp se “invitaba a quienes querían vacunarse” y también una mujer daba instrucciones en relación a los elementos con los que había que contar para realizar la vacunación que estaba en manos de una enfermera del hospital de Comodoro que también trabaja en la Obra Social de los Camioneros.

Hasta se sugería la compra de “sanguchitos de miga” o “lo que quieren comer” supuestamente para quienes iban a colaborar en la vacunación VIP. Eran en total 21 personas las que ayer viernes iban a recibir la segunda dosis de la vacuna rusa. La primera se la colocaron el 29 de enero según consta en los elementos que recogieron los investigadores.

Las autoridades de la fiscalia durante la conferencia de prensa de ayer viernes/Archivo
Las autoridades de la fiscalia durante la conferencia de prensa de ayer viernes/Archivo

Es casi seguro que después de algunas diligencias la causa de la investigación por la desaparición de las 30 ampollas de la segunda dosis que desaparecieron del hospital pase a manos de la Justicia Federal.

El escándalo por la desaparición de las vacunas se desató el lunes pasado pero se supo que las mismas fueron sustraídas del hospital entre el 26 y 27 de enero, aunque la denuncia ante la fiscalía se realizó recién el 9 de febrero. Esto fue una gran dificultad para la investigación teniendo en cuenta que las cámaras de seguridad del hospital borran lo grabado a los cuatro días. Por lo tanto nada se pudo obtener de ellas en la Justicia.

En cambio, algunos testimonios resultaron clave para detectar que las vacunas se han utilizado en el sindicato sin que exista ningún tipo de convenio con la provincia para ello. “Solo se vacuna a través del sistema de salud de la provincia”, aclaró el ministro de Salud, Fabián Puratich, por lo cual de cualquier manera (sean o no las dosis robadas) la vacunación en el sindicato de Camioneros era ilegal.

Taboada es un ex diputado nacional muy allegado a Hugo Moyano quien también recibió la vacuna junto a su esposa y uno de sus hijos de 20 años. Por eso en los ámbitos de la justicia existía la especulación que tal vez había un acuerdo con la Federación de Camioneros. Si es así, puede que en otras provincias también se haya realizado la misma maniobra.​ 

Lo leiste en #FMVoz

0 Comments

Dejá una respuesta